Usted está aquí

Atracar a ritmo de Queen

Baby Driver
7 Valoración Mysofa
2 votos
? Valoración Usuarios
0 votos
0 Nota Externa
0 opiniones

Atracar a ritmo de Queen
Crítica de Baby Driver

Gabriela Rubio Por Gabriela Rubio el 07/07/2017 8

Y el ingenio volvió a aterrizar en Hollywood. Ya era hora que se inundaran las salas de cine con una idea llena de fuerza y con los ingredientes necesarios para lograr que el espectador tenga la sensación de estar viviendo una experiencia que sólo el séptimo arte le podía brindar.

“Baby Driver” tiene uno de los comienzos más espectaculares de los últimos años. Una primera escena en la que una sólo se puede quitar el sombrero y asentir pensando que así es cómo se debe empezar una película. Un atraco acompañado de una banda sonora al ritmo de una coreografía milimetrada sin dejar a un lado la adrenalina. Pero adrenalina con clase. Todo un espectáculo digno de ser visionado. Su posterior narración también continúa siendo perfecta con respecto a la presentación de personajes destacando a un esplendido y talentoso Kevin Spacey (le tenemos que perdonar su desliz al aceptar “Siete vidas”) y que acapara todos los planos recordándonos que ningún (o casi ningún) papel puede resistírsele al gran Spacey.

La gran y grata sorpresa de "Baby Driver" es su joven protagonista Ansel Elgort que demuestra que hay vida tras la saga de Divergente. Una mirada acaparadora que narra su dolor así como también sus anhelos y miedos en la vida. Un personaje siniestro que le robará el corazón a todo aquél que deje llevarse por el ritmo frenético de esta película. Ansel Elgort se mete en uno de los papeles más potentes e interesantes de este año, un personaje que no podrá vivir sin su música que será el motor de su vida. El porqué no puede ser desvelado y el espectador será quien lo deba descubrir por sí mismo en esta propuesta distinta y arriesgada.

Sin embargo, y por desgracia, no estamos ante una obra redonda. Y esto se debe al desgaste que sufre la última parte de su metraje al caer en una especie de pereza por parte del director al tropezar con tópicos de películas de acción de serie B, momentos a lo “Fast and Furious” y un final que sabe a poco tras todo lo planteado inicialmente. 

Una pena que una de las ideas más elaboradas y mejor traspasadas a la gran pantalla de los últimos tiempos no se mantenga hasta el final del film. Aún así se puede seguir hablando de una muy buena película que disfrutará todo tipo de público y que debería ser considerado uno de los must del año. Y seamos justos citando a uno de los grandes del cine, nadie es perfecto.

Lo mejor: Las coreografías de los golpes

Lo peor: Su tramo final

Valoración: 
8

Comentarios